La comunicación asertiva es una de las soft skills de mayor valor para el desarrollo de cualquier líder. Nos permite asumir la responsabilidad por nosotros mismos y nuestras acciones sin juzgar o culpar a otras personas. Y a su vez, confrontar constructivamente y encontrar una solución mutuamente satisfactoria donde exista el conflicto.

 

¿Qué es la comunicación asertiva?

Te invitamos los próximos días a ver qué estilo de comunicación domina en las personas que trabajan contigo. Podrás identificar cuatro patrones:

  • Agresión directa: mandón, arrogante, intolerante, crítico y dominante.
  • Agresión indirecta: sarcástica, engañosa, ambigua, insinuante, manipuladora e inductora de culpa.
  • Sumiso: indefenso, pasivo e indeciso
  • Asertivo: directo, honesto, aceptado, responsable y espontáneo.

Vamos a centrarnos en el cuarto grupo, aquella comunicación educada y que pone en valor las opiniones personales y respeta la de los demás. Y te decimos porqué:

El asertividad se basa en el equilibrio. Requiere ser franco acerca de tus deseos y necesidades, al mismo tiempo que considera los derechos, necesidades y deseos de los demás. Cuando eres asertivo, estás seguro de ti mismo y sacas poder de esto para transmitir tu punto de vista de  manera firme, justa y con empatía.

El comportamiento agresivo se basa en ganar. Con esta postura propia de personas tóxicas, se hace lo que es mejor por interés propio sin tener en cuenta los derechos, necesidades, sentimientos o deseos de otras personas. Cuando eres agresivo, el poder que usas es egoísta.

Por esta razón, el asertividad es una de las soft skills más estudiadas en el entrenamiento de líderes.  Ser asertivo permite expresar nuestras opiniones, necesidades y sentimientos, sin ignorar o dañar las opiniones, necesidades y sentimientos de los demás, una cualidad de gran valor a la hora de gestionar un equipo.

Debemos darnos cuenta de la fina línea que separa querer mostrarnos “agradables” o “fáciles de tratar” (por ello a menudo evitamos opinar para no entrar en conflicto con personas que piensen diferente a nosotros) y poner opinar de forma responsable, directa y honesta

La comunicación asertiva es la capacidad de expresar ideas y sentimientos positivos y negativos de manera abierta, honesta y directa. Reconoce nuestros derechos respetando los derechos de los demás.

 

¿Por qué usar la comunicación asertiva dentro de una organización?

A menudo, trabajando podemos sentirnos vulnerables o inseguros de nosotros mismos, y es cuando sin darnos cuenta saltamos a un comportamiento sumiso, manipulador o agresivo, los primeros modelos vistos anteriormente. Por ello es tan importante aprender técnicas de comunicación asertivas. Nos permite intercambiar viejos patrones de comportamiento por un enfoque más positivo a la hora de trabajar.

La comunicación asertiva en la oficina incluye:

  • Iniciar, cambiar o finalizar conversaciones con tus compañeros
  • Compartir opiniones y experiencias con otros
  • Hacer peticiones y pedir favores
  • Rechazar las peticiones de los demás si son demasiado exigentes
  • Cuestionar reglas o tradiciones que no tienen sentido o que no parecen justas
  • Abordar problemas o cosas que te molestan
  • Ser firme para que tus derechos sean respetados
  • Expresar emociones positivas
  • Expresar emociones negativas

 

Y las ventajas de la comunicación asertiva como base del liderazgo son:

  • Reduce la ansiedad porque aprendes a estar abierto a las críticas, cumplidos y a decir ‘no
  • Permite expresar, tanto verbalmente como no verbalmente, una amplia gama de sentimientos y pensamientos, tanto positivos como negativos con confianza
  • Permite tomar decisiones y elecciones libres
  • Ayuda a sentirnos bien con nosotros mismos y con los demás
  • Aumenta nuestra autoestima personal y profesional: te valorarás y valorarás tus derechos
  • Ayuda a alcanzar nuestros objetivos
  • Minimiza lastimar a otras personas porque consigue expresarse de una manera positiva
  • Nos protege de ser manipulados por otros
  • Conduce al desarrollo del respeto mutuo con los demás: aprenderás a que no puedes controlar el comportamiento de otras personas

 

Características principales de la asertividad en la comunicación empresarial

Ser asertivo se puede lograr evitando en todo momento ‘culpables’, analizando tu comportamiento y el de los demás, y siendo directo y honesto. Pero, además, existen 6 características que refuerzan este respeto y cercanía, ponlas en práctica con compañeros, clientes y otros stakeholders:

  • Contacto visual: demuestra interés, muestra sinceridad.
    • Como persona asertiva, quieres parecer firme pero amable. Cuando hagas contacto visual con otra persona, mantén la cabeza erguida y no a un lado. Demostrarás mayor interés.
    • Utiliza una mirada relajada y firme mientras miras los ojos de la otra persona. En ocasiones, aleja la vista. Tu confianza te hará parpadear menos, y eso te hará parecer un mejor oyente.
    • No tengas una sonrisa forzada, debe surgir natural y relajada.
    • Consigue una expresión facial firme pero amable.

 

  • Estado emocional interno: es importante estar calmado para afrontar la conversación. Si te sientes inquieto, toma un respiro fuera de la oficina.
  • Postura corporal y gestos
    • Mantén tu cuerpo recto
    • Mantén la cabeza alta, en línea con la columna vertebral.
    • Relaja tus hombros
    • Mantén el peso equilibrado en ambos pies.
    • Deja espacio, si estás demasiado cerca de alguien, pueden sentirse amenazados e incómodos.
    • Camina a un ritmo uniforme con pasos medios. Si das pequeños pasos mostrarás inseguridad, y avanzando rápido invasión o nerviosismo.

 

  • Voz: un tono nivelado y bien modulado es más convincente y aceptable, y no es intimidante.
  • Tiempo: usa tu juicio para maximizar la receptividad y el impacto
  • Contenido: cómo, dónde y cuándo decides hablar es probablemente más importante que lo que dices. Trata de usar verbos que sean más definidos y enfáticos. Esto te ayudará a enviar un mensaje claro y evitarás que su mensaje esté “cubierto de azúcar”. Ejemplos:

“Me voy a ir de vacaciones la próxima semana, así que voy a necesitar a alguien para cubrir mi carga de trabajo.”

Quiero seguir este curso de capacitación porque creo que me ayudará a progresar en mi papel y mi carrera”.

Elijo esta opción porque creo que será más exitosa que las otras opciones en la tabla”.

 

Te recomendamos: Cómo mejorar tu asertividad y hacerte respetar

 



 

Pasa a la acción: la técnica Scripting

Puede resultarte difícil saber expresar tus sentimientos de manera clara y confiada a alguien. La técnica de scripting puede ayudarte mucho. Te permite preparar lo que quieres decir por adelantado, utilizando un enfoque de cuatro fases:

El evento. Dile a la otra persona exactamente cómo ves la situación o el problema.

“Jaime, el coste de producción este mes es un 23 por ciento más bajo que el promedio. No me comentaste nada al respeto, me han sorprendido estos datos”.

Tus sentimientos. Describe cómo te sientes acerca de la situación y expresa tus emociones claramente.

“Esto no me gusta porque percibo que no valoras la importancia de los controles financieros en la empresa”.

 

Tus necesidades. Dile a la otra persona exactamente lo que necesitas de ella para que no tenga que adivinar.

“Necesito que seas honesto conmigo, y avísame cuando comencemos a sobrepasar el presupuesto”.

 

Las consecuencias. Describe el impacto positivo que tu petición tendrá para la otra persona o la compañía si tus necesidades se satisfacen con éxito.

“Si haces esto, estaremos en una buena posición para alcanzar nuestros objetivos y podremos obtener un mejor bono de fin de año”.

 

Ahora te toca a ti 🙂 ¿En qué situaciones crees que podrías ser más asertivo?

 

Pilar Fernández | Marketing & PR Growlia Consultora de Inbound Marketing y copywriter. Máster en desarrollo personal y liderazgo. Sólida experiencia en startups y agencias de comunicación internacionales.

 

 

New call-to-action